Cistitis/infección recurrente del tracto urinario: biofilm como explicación

LaCistitis.es – Un Blog dedicado a la Cistitis Foros MICROORGANISMOS PATÓGENOS Cistitis/infección recurrente del tracto urinario: biofilm como explicación

Viendo 1 entrada (de un total de 1)
  • Autor
    Entradas
  • #54700
    LaCistitis.es
    Superadministrador

    La implicación del biofilm bacteriano en las infecciones crónicas del tracto urinario bajo.

    El biofilm bacteriano es un conjunto de bacterias (a veces todas de la misma especie, a veces de especies diferentes, a veces asociadas con levaduras y otros microorganismos) que «tejen» una «capa protectora» a su alrededor y para encerrarse adentro. De esta forma se instalan permanentemente en la vejiga porque dentro de este «caparazón» no pueden ser atacados ni por nuestras defensas naturales ni por los antibióticos. Por otro lado, interactúan con el entorno exterior y «aprenden» cuáles son nuestras defensas, mutan y se vuelven cada vez más resistentes. Es por eso que se desaconseja tomar antibióticos crónicos especialmente en casos de cistitis recurrente.

    Esta práctica solo refuerza la antibio-resistencia de las «células persistentes» = bacterias «madre» que están dentro del biofilm. Este último puede dormirse por largos períodos, dando la impresión de una curación total y luego despertar en el momento más adecuado (defensas inmunes debilitadas, embarazo, etc.) para «atacar nuevamente».

    En presencia de un biofilm bacteriano, el «recorrido típico» de la paciente (porque afecta a más mujeres que hombres por razones anatómicas obvias = uretra corta) generalmente se ve así:

    – infección del tracto urinario con ecbu positivo (por ejemplo, E.coli) => tratamiento con antibióticos => «curación»
    – infección vaginal por levaduras y/o trastornos digestivos debido al antibiótico (porque en general se usa un antibiótico de amplio espectro)+ síntomas de cistitis con ecbu negativo => ningún tratamiento para la cistitis y «remisión espontánea»/óvulos, gel íntimos, etc. para micosis + probióticos para la flora intestinal (y una dieta sin fibras durante unos días)
    – reinfección urinaria con ecbu positivo (a veces la bacteria es la misma pero si el biofilm es polimicrobiano puede ser otra, por ejemplo, Klebsiella), etc.

    Entre todos los efectos secundarios de este círculo vicioso = disminución de la libido, disminución de la moral, baja por enfermedad, dolor, etc.
    Para salir de esta espiral «infernal», es necesario adoptar un enfoque radicalmente diferente del problema: debemos destruir el biofilm y luchar contra las bacterias, al mismo tiempo, proteger la flora “buena” y ayudarla a restaurarse para que nuestras propias defensas puedan ser efectivas.

    Para hacer esto, se necesita:

    – usar una sustancia capaz de «derretir» el biofilm (para decirlo simplemente): N-Acetilcisteína (NAC)
    – asociarla con D-Manosa que se ocupará de las bacterias liberadas durante la «disolución» del biofilm (se unirá a las bacterias que luego se volverán vulnerables y podrá eliminarlas con le orina)

    Dados los diferentes mensajes que recibo sobre la disolución del biofilm, voy añadir una grande PRECAUCIÓN: un montón de productos (vendidos sin receta) contienen NAC (como, por ejemplo, productos para las secreciones nasales y bronquiales en caso de tos grasa o nariz tapada, etc.). Por supuesto, en caso de cistitis, se debe usar un producto específico para la vejiga como, por ejemplo, Ausilium NAC y no otros por otras patologías. De lo contrario, podríamos experimentar una la disolución demasiado brutal y rápida del biofilm y no habría suficiente D-Manosa para «controlar» las bacterias liberadas => crisis aguda practicamente asegurada. Al contrario, con Ausilium NAC por ejemplo, las dosis están diseñadas para dar tiempo a la D-Manosa para hacer su trabajo de «limpieza» y eliminar todas las bacterias patógenas.

    Además, la D-Manosa es uno de los componentes normales de las paredes de la vejiga, por lo que ayudará con su «reconstrucción» (y sin efectos secundarios a diferencia de los antibióticos).
    Con respecto a la flora intestinal y vaginal, el uso de probióticos (varias cepas de lactobacilos y Bifidobacterium) combinados con prebióticos (fructooligosacáridos) es una buena idea. Personalmente, recomiendo Deaflor, pero seguramente podeis encontrar muchas más opciones.

    Sabiendo que por «cistitis crónica» queremos decir más de 4 episodios por año y que se estima que más del 60% de las infecciones bacterianas involucran un biofilm bacteriano, espero que esta pequeña explicación sin pretensiones pueda ayudar a alguien.

Viendo 1 entrada (de un total de 1)
  • Debes estar registrado para responder a este debate.