Mi historia de esperanza: una batalla contra la uretritis

Spread the love

Compartimos el mensaje y el testimonio de un usuario del blog que esperamos os sirva de ayuda. Encontraréis su publicación en el foro del blog.

Hola, ¿puedes publicar mi historia de esperanza en tu fantástico blog?
Tuve una gran mejoría gracias a Ausilium (soy un hombre con ITU) y me gustaría que la gente sepa que siempre puedes mejorar

Escribo mi historia a continuación:

Me gustaría contar la batalla contra mi «uretritis infinita» para que sea una ayuda y esperanza para otros chicos y chicas que sufren. Hasta la fecha no he resuelto el 100%, porque mi problema tiene un origen congénito y muy complejo, pero gracias a Cistiquer estoy MUCHO mejor y sobre todo, gracias a Ausilium, ¡finalmente estoy libre de las infecciones que me han atormentado durante años! Realmente libre y puedo asegurar que es un gran paso adelante.

Cuento rápidamente mi historia y cómo comenzó mi «uretritis infinita».

Tengo 24 años y nací hipoespódico, operado en tres etapas para construir una neouretra. Desde que era niño siempre tuve una uretritis crónica muy grave, originalmente abatérica, tanto que de niño tenía miedo de orinar. Recuerdo que mantuve la orina durante horas por miedo a la terrible quema, era como emitir tantos pedazos afilados de cristales rotos.

Luego, a los 7 años de edad, comenzó un ciclo de uretritis bacterianas hemorrágicas, «curado» con antibióticos, pero cada vez el efecto fue menor y las recurrencias más violentas. Finalmente pasaron por sí mismo, pero me sentía cada vez más dolorido al orinar, insoportable, perdía sangre todos los días y además sentía una gota todo el día y luego un cuerpo extraño afilado, atrapado en la uretra.

A los 11 años desarrollé retención urinaria porque mi uretra se estaba estrechando, hasta que un día me detuve por completo. Los médicos intentaron ingresar con un catéter, pero presionando demasiado causaron primero una uretritis por trauma hemorrágico y luego incluso la laceración de la uretra: casi se había roto en dos. Me operaron con urgencia por una lesión uretral y unos meses después tuve una uretroplastia por estenosis uretral apretada, luego me operaron dos veces más. Dijeron que mi uretra era de color rojo fuego como desollada y tenía muchas lesiones y metaplasias debido a una inflamación muy fuerte.

Tuve otra cirugía a los 19 años por un absceso en la uretra, lo que provocó una nueva uretritis por trauma. No hace falta decir que esos años fueron una tortura indescriptible, con el dolor cada vez más fuerte y que permaneció todo el día y la orina cortaba como el cristal.

A partir de los 14 años, un ciclo infinito de uretritis bacterianas también se reanudó en un seguimiento interminable. Cada vez estaba peor. Perdí años de escuela y vida, perdí amigos, arrojé miles de euros por la ventana. Mis padres se arriesgaban a divorciarse.

Hasta que cumplí 20 años: gracias a un pariente italiano, descubrí Ausilium. Llamé a Deakos y personas muy amables me respondieron, explicando que podía tener un biofilm bacteriano en la uretra, es decir, que la bacteria tal vez había acechado en las paredes, escondiéndose de los antibióticos. También dijeron que mi residuo urinario podría causar estas infecciones continuas que empeoraron mi uretritis crónica. Por lo tanto, me ofrecieron una terapia basada en Ausilium Nac, Ausilium 20 Plus y Ausilium Forte para continuar con la dosis completa durante al menos seis meses y luego con una dosis reducida para romper el biofilm.

Admito que al principio era un poco escéptico porque los médicos siempre me habían dicho que el antibiótico es la única forma (verifiqué en mi piel que no es así) y porque casi nadie en España sabía de la D-Manosa. Pero mi pariente, que buscaba en foros y blogs italianos, me mostró que la D-Manosa se usa ampliamente en Italia y me hizo leer historias de otros caballeros con uretritis con lesiones, incluso más graves que las mías que habían mejorado gracias a estos productos!

Confirmo los pronósticos: gradualmente, con Ausilium Forte, las infecciones comenzaron a disminuir en importancia y número, pero como aún no se habían agotado, continué el tratamiento completo durante todo un año.

¡Al final, desde la edad de 21 años hasta hoy, ya no tuve una sola infección, solo una uretritis aguda por irritación y mis ECBU están libres de bacterias y nitritos! Este año, detuve el protocolo de mantenimiento para infecciones. La ayuda que me han dado no termina ahí. Poco a poco, los síntomas mejoraron y el dolor no era más constante: ya era un gran objetivo.

Sin embargo, seguía habiendo un dolor insoportable al orinar como el paso de cristales rotos y todavía sentía siempre un cuerpo extraño afilado. Luego tuve otra llamada con un experto de Deakos quien sugirió varias estrategias que demostraron ser útiles para mejorar: pruebé Cistiquer para las molestias al orinar, dos veces al día. Los efectos tardaron un tiempo en manifestarse pero mejoraron un poco estos dolores, ¡lo que muchas drogas no hicieron!

Alcalinicé la orina para reducir la estranguria. ¡Esto también funciona parcialmente! Evaluar la contractura pélvica por un experto, lo que podría afectar. Eventualmente descubrí que el suelo pélvico era perfecto, pero descarté una posible causa. Póngase en contacto con un neurourólogo para el dolor crónico. Fui a un buen médico que me sugirió sobre un grupo y comencé a tomar neuromoduladores para reducir la enfermedad, con un pequeño beneficio.

En conclusión, nunca he tenido una sola infección, además, al combinar medicamentos, alcalinizadores y Cistiquer, ¡ahora estoy MUCHO mejor que antes! Solo el fuerte dolor al orinar sigue siendo, pero definitivamente menos que antes, y desafortunadamente no creo que pueda resolverlo por completo: precisamente porque mi uretra está muy dañada y ha sido cosida, además, el problema también es congénito.

Pero finalmente puedo tener una vida completamente NORMAL: salir con amigos, divertirme, viajar y todo lo que quiero. Hasta hace cuatro años era impensable porque aunque haya creado un umbral de dolor muy muy alto en los últimos años, el dolor uretral me destruyó día y noche. ¡Ahora en comparación estoy en el cielo! También recuperé un poco de vida íntima con mi novia, lo que era imposible y muy traumático hasta hace dos años. Lo único que nunca puedo hacer es beber alcohol pero no lo considero un gran problema.

En resumen, quiero decirles a todos: la esperanza SIEMPRE existe y también viene cuando estás desesperado. Cuando veas todo negro, puede aparecer una luz. Te aferras a la cuerda y sales del abismo hasta que recuperes tu vida. Porque desafortunadamente el sufrimiento no se puede evitar, pero se puede y se debe enfrentar.

En mi caso tuve que usar diferentes tratamientos y diferentes puntos de vista, pero lo importante es que finalmente he ganado una vida normal.

¡Gracias!

5 comentarios sobre “Mi historia de esperanza: una batalla contra la uretritis

  1. Hola gracias por este blog tan bien informado. Mi consulta es en relación a la posibilidad de tomar dmanossa para las infecciones recurrentes por Stafilococo saprofiticus …… Podría servir para tomarla como profilaxis postcoital en lugar de tomar nitrofurantoina?? En mi país, Uruguay solo existe un laboratorio que se llama Promofarma y tiene d manossa con cranberries y vitc … Es el único producto disponible hasta ahora. La química del laboratorio me comentó que la dosis De los compuestos estaría bien pero me dijo que los estudios que tenían ellos mostraban eficacia para E.Coli y que no sabía con exactitud si para este tipo de estafilococo servía…Espero su respuesta. Desde ya muchas gracias !!

    1. Muchas gracias por este comentario y por tu confianza. Podemos confirmar que la D-Manosa también funciona en caso de infección por Staphylococo saprofiticus tanto para eliminar la presencia bacteriana ya presente como para evitar crisis futuras. Sin embargo, la D-Manosa puede no ser suficiente en caso de recurrencia apoyada por un biofilm patógeno (https://lacistitis.es/biofilm-bacteriano/), impenetrable tanto por nuestras defensas inmunes como por el antibiótico. En un caso como este, sería apropiado asociar D-Manosa (un buen producto en polvo sin irritantes de la vejiga como el arándano, que se puede medir con una cuchara de un gramo por cada ingesta, posiblemente con un alcalinizante del pH urinario y un antiinflamatorio natural como Ausilium) con un desintegrante del biofilm de la vejiga completo con N-acetilcisteína, D-Manosa y Lactoferrina como Ausilium Nac asociado durante 14 días con Ausilium 20 Plus. En cuanto a la elección de tomar el antibiótico o no (elección personal obviamente respaldada por la opinión médica) te invitamos a reflexionar sobre los efectos secundarios de esta toma a largo plazo (disbiosis y generación de resistencias) y sus limitaciones, como decíamos antes, en el caso del biofilm: https://lacistitis.es/antibioticos-profilacticos-y-cistitis / Recuerda también que la cistitis es una patología multifactorial cuyo manejo debe ser global e incluir un correcto manejo de cada factor predisponente y precipitante (que desconocemos porque no se describe en tu mensaje). Esperando que esta breve información te sea de utilidad, quedamos a tu disposición 🙂

      1. Hola muchas gracias por su respuesta .Con respecto al antibiótico la toma que realizo de este es solo postcoital ya que este es el desencadenante de las infecciones 24 hrs o72 hrs después. Lo estoy tomando de esta manera post coital desde hace un 13 meses y no he tenido ninguna infección urinaria. Es por ello que creo que podría tener algo que ver con la flora vaginal por lo que en unas semanas tengo hora con el ginecólogo para que me realice un exudado ver mi ph etc que creo seria conveniente realizar luego de haber leído este blog. Ya estoy tomando por mi cuenta probioticos que contienen lacto bacilos casei, ramnosus, thermophilus , acidophilos y bifiídobacterias con prebioticos pero me faltaría hacerme estos estudios ginecológicos por las dudas por si tuviera que usar ovulos de lacto bacilos también y así recomponer la flora. Tengo 39 amos por lo que supongo no será falta de estrógenos pero lo voy a averiguar con el ginecólogo también..Por otra parte también estoy tomando urovaxom y urosedac que es un producto con cranberries y lacto bacilos sporogenes que me fue útil también . Acá en Uruguay no encuentro de manossa sola .Hay solo un laboratorio que tiene de manossa pero en combinacion con cranberries y vit c … Hable con la química de ahí y me dijo que podría hacer un lote aparte para mi por que soy celiaca y el producto podría estar contaminado …En este caso que ya no tengo infecciones hace mas de 13 meses igual podríamos hablar de un biofilm?? /Por otra parte también te comento que soy celiaca y justo el amo pasado que fue cuando tuve los episodios de cistitis tenia anemia por deficit de hierro que ya corregí y también deficit de vitamina D que aun sigo en tratamiento ya que la tenia muy baja también.Te cometo esto ya que como las cistitis son multifactoriales esto podrá estar también influyendo con la inmunidad.Otro tema que creo es útil contarte es que desde algunos anos tengo trigonitis que es la inflamación del trigono de la vejiga pero ya lo tengo controlado hace tiempo… Lo que en algunos momentos me ha pasado es confundir los empujes de la inflamacion cuando los tenia con cistitis bacteriana por lo que para descartar siempre me hacia urocultivo.. Luego empece a reconocer algunas diferencias entre ellas y por suerte no he tenido mas empujes de la trigonitis ni cistitis bacteriana hace 13 meses tomando el antibiótico postcoital. Ante todo esto mi pregunta seria como seguir con el tratamiento profiláctico con manossa etc para prevenir cistitis postcoital.? Me interesaríaconseguir sus productos pero no se como hacer ya que en la aduana de Uruguay te retienen los productos por ser medicamentos, complementos etc….Habra alguna manera de poder traerlos sin que los retengan en la aduana? Han echo envíos a Uruguay?Desde ya muchas gracias por tu tiempo y dedicación…

        1. Muchas gracias por agregar toda esta información. Estoy muy feliz de que estén investigando todos los aspectos de tus crisis, ¡muy bien hecho!
          Aquí algunas consideraciones sobre los efectos secundarios de la terapia antibiótica crónica. Espero que estos elementos te ayuden a profundizar tus consideraciones:
          1) «oculta» la infección al mantener bajo el recuento de gérmenes
          2) aumenta el daño colateral a las membranas mucosas de la vejiga y de la uretra
          3) destruye la flora fisiológica
          4) promueve la resistencia a los antibióticos
          5) es totalmente ineficaz contra los biofilms
          6) es potencialmente peligrosa y cargada de efectos segundarios
          https://lacistitis.es/antibioticos-profilacticos-y-cistitis/
          Una ingesta constante de antibióticos cada vez que mantienes una relación sexual también podría explicar por qué dices no haber vuelto a tener cistitis: es normal que un análisis de orina arroje resultados negativos inmediatamente después de la ingesta de antibióticos.. En conclusión, tomar antibióticos profilácticos es una solución temporal que «funcionará» durante el período de tratamiento para hacer que las infecciones urinarias reaparezcan después de haberlo terminado.
          La vacuna es un enfoque plantea muchas preguntas.
          En particular, presento dos objeciones (reflexiones) de nuestro microbiólogo sobre el tema:
          1) basándonos en el principio de que la vacunación es una técnica que consiste en «enseñar» a nuestro sistema inmunitario a reconocer un agente (las bacterias en este caso) como un patógeno y, por lo tanto, a provocar una reacción directa contra este microorganismo (respuesta inmunitaria adquirida) cualquiera sea su sitio de entrada en el cuerpo. Y teniendo en cuenta que la mayoría de los uropatógenos también son comensales del tracto digestivo. ¿Cómo es posible que el sistema inmunológico «distinga» las bacterias uropatogénicas para combatir en la vejiga y no en el intestino? ¿Cómo podemos estar seguros de que esta técnica no cause una forma de autoinmunidad que se volverá (en un momento desconocido) contra nuestra propia microbiota?
          A este respeto, a continuación encontrarás el testimonio de una persona:
          «Mi experiencia con Uro-vaxom ha sido muy negativa, por lo que soy muy sospechosa y escéptica sobre este tipo de tratamiento. Después de unos días, comencé a tener terribles ataques de urticaria y quemaduras vulvares. Mi doctor me mandó interrumpirlo. Hubo una respuesta inmune pero no la que deseaba! Tuve que tomar antihistamínicos para calmarla».
          2) si abordamos este enfoque más bien como una técnica de «desensibilización» (como en el caso de una alergia) que se caracteriza por: introducción de una cantidad diaria baja del patógeno inactivado o modificado. El resultado que uno puede obtener es una reducción de la respuesta inmune al mismo agente.
          En ambos casos, este método, aunque aparentemente inofensivo, parece muy incierto en cuanto a sus resultados y a la relación coste/beneficio que conlleva.
          Entiendo tus dificultades para encontrar un producto con D-Manosa que no contenga acidificantes, sin embargo, estos últimos debe evitarse para un correcto manejo de la cistitis: https://lacistitis.es/cranberry-el-falso-amigo-de-la-cistitis/
          Deakos no ha enviado nunca un paquete a este destino, pero estaríamos encantados de responder favorablemente a esta solicitud. Para hacer esto, te sugerimos ponerte en contacto con las autoridades locales (servicio de aduanas) para que te indiquen el procedimiento a seguir para recibir correctamente y sin obstrucciones los complementos alimenticios y dispositivos médicos registrados en el Ministerio de Salud italiano y autorizados para la venta en toda Europa 🙂

Deja un comentario